‘Yo no ayudo a mi mujer con los niños ni con las tareas’

sony-world-photography-awards-2015-shortlist-19

Con este titular tan rotundo, el texto de Alberto Soler se hacía viral. 

El psicólogo Alberto Soler publicaba en su web hace unos días un texto con un polémico titular:‘Yo no ayudo a mi mujer con los niños ni con las tareas de casa’. Lo que apuntaba a un texto machista sobre las responsabilidades de los hombres y las mujeres, acabó siendo compartido por más de 10.000 personas que alabaron sus palabras. Aquí tienes parte del texto.

“Esta mañana he ido de paseo y al supermercado con los niños (..). En la cola, se me ponen a hablar un par de señoras, y las dos concluyen lo mismo: “hay que ver lo que ayudan ahora los hombres a sus mujeres con los hijos”. Ésta es una de esas situaciones que me encantan para poder provocar un poco y sacar mi lado más feminista. Pero hoy se hacía tarde para comer y me he limitado a sonreír, agradecer y seguir a casa.”

Sin embargo, Alberto Soler no quería perder la oportunidad de decir su opinión sobre el comentario de las señoras y decidió escribir su texto.

“¿Que qué le habría dicho a estas señoras? (…) Antes de tener hijos yo nunca he sido de esas parejas o maridos que ayudan a su mujer con las tareas de casa. Pero es que mi mujer tampoco me ha ayudado nunca. Y cuando llegaron los hijos las cosas siguieron más o menos igual: ni le he ayudado con la casa ni ahora con los hijos. Habrá alguno que aún no haya pillado de qué va la cosa y esté pensando maravillas sobre mí y apiadándose de mi mujer (¡pobrecita, menudo le ha tocado!). No, yo no ayudo a mi mujer con los niños porque no puedo ayudar a alguien con algo que es mi entera responsabilidad.”

Y por si aún sus lectores no lo tenían claro, continuó explicándolo así.

“Los hijos, al igual que las tareas domésticas, no son el patrimonio de nadie: ni pertenecen a la mujer ni pertenecen al hombre. Son responsabilidad de ambos. Por este motivo me llega a ofender cuando, de modo muy bienintencionado (soy consciente) me halagan con “lo mucho que ayudo a mi mujer”. Como si no fueran mis hijos o no fuera mi responsabilidad. Hago, con mucho esfuerzo y mucho gusto ni más ni menos que aquello que me corresponde. Al igual que mi mujer. Y por mucho que me esfuerce nunca podré llegar a hacer tanto y tan bien como hace ella.”

Además de su contundente explicación por la cual ‘no ayuda’ a su mujer, Alberto Soler concluye su artículo explicando que desea que sus hijos“crezcan sin saber si planchar es cosa de hombres o de mujeres. Que no sepan si los baños son cosa de su padre o de su madre. (…) Que no haya un “jefe” de la casa sino que todos convivimos del modo más feliz posible.”

Y para terminar, el psicólogo vuelve a dirigirse a aquellas señoras del supermercado a las que, si hubiera tenido tiempo, les hubiera contestado ‘No señora, yo no ayudo a mi mujer con los niños ni con las tareas, estoy con ellos en el supermercado y les paseo porque son mis hijos y me acompañan allá donde voy”

Fuente: http://www.estarguapas.com/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s