QUE SIENTE UNA PERSONA MUY SENSIBLE

12191782_1727454497486504_6336543292893603342_n

Las personas altamente sensibles constituyen el 15% y el 20% de la población. También se les conoce como personas ultra sensibles, personas super sensibles, o personas “sobre excitadas.” El sistema nervioso de estas personas es diferente y son más sensibles a las sutilezas de su entorno.

Y debido a que ellos procesan y reflexionan sobre la información que reciben muy profundamente, son más propensos a sentirse estimulados y abrumados mas que los que no son altamente sensibles.

Está en la naturaleza de las personas altamente sensibles “hacer una pausa para chequear” y no apresurarse a situaciones nuevas o diferentes, actuando con mucha más cautela que sus contrapartes no-sensibles. No es que sean “miedosos”, sino que está en su naturaleza procesar la información que les llega.

Del lado positivo, hay un gran costado positivo, pues las personas altamente sensibles tienen una imaginación maravillosa, son muy creativos, curiosos, y son conocidos por ser muy trabajadores, excelentes organizadores y solucionadores de problemas.

Son excepcionalmente intuitivos, cariñosos, compasivos y espirituales.También son bendecidos con una conciencia estética increíble y aprecio por la naturaleza, la música y las artes.

Pearl S. Buck, ganador del Premio Pulitzer en 1932 y del Premio Nobel de Literatura en 1938, dijo lo siguiente acerca de las personas altamente sensibles:

“La mente verdaderamente creativa en cualquier campo no es más que esto: Una criatura humana nacida anormal e inhumanamente sensible.

Para ella… un roce es un golpe,
Un sonido es un ruido,
Una desgracia es una tragedia,
Una alegría es un éxtasis,
Un amigo es un amante,
Un amante es un dios,
Y el fracaso es la muerte.

Añade a este cruel y delicado organismo la necesidad irresistible de crear, crear, crear, por lo que sin la creación, su aliento se separa de él. Él debe crear, debe derramar la creación. Por alguna extraña, desconocida e interna urgencia, no está realmente vivo a menos que él esté creando. ” Pearl S. Buck

Como hemos llegado a saber, los sistemas de las personas altamente sensibles son muy porosos, lo que significa que los estímulos externos parecen ser absorbidos de manera más directa en sus cuerpos. (Se ha dicho que las personas altamente sensibles “no tienen la piel” para protegerlos de estos estímulos externos.)

Los no-sensibles generalmente son menos porosos y tienen defensas naturales que desactivan los estímulos externos por lo tanto no los afectan directamente ni sobrecarga su sistema nervioso.

Sugerencia: Se ha encontrado que las personas altamente sensibles funcionan mucho mejor y se benefician enormemente al tener y apegarse a una rutina fija. La rutina diaria incluye una dieta y nutrición adecuada, ejercicio, meditación, oración u otra práctica espiritual, y muy importante, descansar y dormir lo suficiente.

Author: Alma Salvaje

Alma inquieta,descubridora,creativa,curiosa,viajera,apasionada con la vida por VIVIRLA sin más,sencillamente y sin complicaciones.En continúo descubrimiento de mi ser.

Deja un comentario